BLOG 1_edited_edited.png

Reflexiones, locuras y fantasías de un escritor. Pensamiento, memoria y quizás también algo de sabiduría.

  • Rubén H. Ernand

CINE: DUNE


SINOPSIS


Arrakis, el planeta del desierto, feudo de la familia Harkonnen desde hace generaciones, queda en manos de la Casa de los Atreides después de que el emperador ceda a ésta la explotación de las reservas de especia, una de las materias primas más valiosas de la galaxia y también una droga capaz de amplificar la conciencia y extender la vida. El duque Leto (Oscar Isaac), la dama Jessica (Rebecca Ferguson) y el hijo de ambos, Paul Atreides (Timothée Chalamet), llegan al planeta con la esperanza de recuperar el renombre de su casa, pero pronto se verán envueltos en una trama de traiciones y engaños que les llevarán a cuestionar su confianza entre sus más allegados y a valorar a los lugareños, los Fremen, una estirpe de habitantes del desierto con una estrecha relación con la especia.

¡Bienhallados, peregrinos!


Aún ando de resaca postvacacional y postpublicacional (soy escritor y os digo que esa palabra existe… desde hoy😝 ) y no llevo bien los plazos. Haciendo un gran esfuerzo para centrarme, hoy os traigo una nueva reseña. Esta vez toca volver al cine , literalmente, porque os traigo mi opinión sobre una película que acaba de aterrizar en las salas de cine de todo el mundo. No es otra que Dune, la última película de Denis Villeneuve que adapta la novela homónima de Frank Herbert.


Dune, para quien no lo sepa, nos cuenta la historia de Paul Atreides, joven heredero de una casa “noble”, cuando se dirige junto a los suyos al planeta Arrakis, por orden del emperador, para ocuparse de su administración y de cosechar la preciada melange, una sustancia vital para la economía y el desarrollo del imperio de la humanidad.


Seguro que al leer la improvisada sinopsis de más arriba, y si no conoces la obra, puedes pensar que dune es una película de fantasía . Y si pensases eso, no irías muy desencaminado. Dune es ci-fi , pero comparte muchas características con las obras de fantasía clásicas. Paul Atreides pasa por un reconocible viaje del héroe; las Bene Gesserit, una suerte de supermujeres con poderes psíquicos, bien podrían ser unas misteriosas (y manipuladoras) hechiceras etc… Esta es una película que puede gustar por igual a los amantes de ambos géneros.


Sobre la película en sí, sólo os puedo recomendar que la veáis. A ser posible en pantalla grande. Sabía que Villeneuve, uno de mis directores favoritos, no iba a defraudarme. Ha captado la esencia de la novela y la ha condensado, con las pequeñas licencias cinematográficas de rigor, en dos horas y medio de película. La fotografía y los escenarios son apabullantes. El ritmo, comedido y reflexivo. Los actores cumplen de forma notable, con mención especial para Chalamet (reconozco que en un principio tenía mis dudas sobre él) y Ferguson. Y la banda sonora de Hans Zimmer es una maravilla que te lleva en volandas, un poco a la manera en que lo hizo en Interestellar, con contundentes voces y agudos que te aplastan en la butaca a la que te descuides.


¡Que Los Tres iluminen vuestro camino!